Guía práctica: ¿Cómo poner gresite en la piscina?

Cómo colocar gresite

Guía práctica: ¿Cómo poner gresite en la piscina?

A la hora de revestir una piscina, se debe usar un material que sea resistente, duradero y funcional. Una buena opción es utilizar gresite, un azulejo que cumple con cada una de esas características y que además cuenta con una amplia gama de colores y formas, se adapta a cualquier espacio y es fácil de colocar.

Cómo colocar gresite

El gresite es un material vítreo, lo que le otorga ese carácter brillante y duradero. Además es poco poroso, impermeable y resiste las heladas, cambios de temperatura y productos químicos. Todo esto lo convierte en el candidato ideal para el revestimiento de piscinas.

Este tipo de material vítreo se fabrica en teselas, es decir, consta de una plancha o malla de unos 33 x 33 centímetros que está compuesta por un mosaico de gresite de 2,5 x 2,5 centímetros. Gracias a esta composición se puede adaptar fácilmente a los espacios de una piscina sin importar su forma.

¿Cómo colocar gresite en una piscina?

Esta es, sin duda, la pregunta estrella. Instalar gresite en una piscina es un trabajo bastante sencillo. Lo que necesitas es elegir los materiales correctos para que el revestimiento quede perfecto.

Para poner mosaico en una piscina debes tener en cuenta algunos aspectos. Es por eso que aquí te mostramos una guía práctica para revestir tu piscina.

Materiales a utilizar

Para el revestimiento de tu piscina debes utilizar estos materiales:

  • Cemento cola para piscinas: es un cemento cola flexible que se adhiere a los materiales no porosos como el gresite. Para ser más específicos, el cemento cola ideal para revestir piscina es el C2TE, ya que tiene una mejor fijación, se puede usar en piezas de cualquier tamaño y es diseñado especialmente para instalarse en suelos que estén en contacto con el agua. Además cuenta con un adhesivo con deslizamiento reducido y con tiempo abierto extendido.

Verás muchas veces que hay sacos que cumplen la nomativa C1 y son aptos para piscinas. Nosotros no los recomendamos, la calidad es más baja y es posible que tengas problemas en el futuro.

  • Cemento para rejuntado: para el rejuntado del mosaico puedes usar un cemento especial creado a base de cemento blanco, resina epoxi, y otro material como polvo de mármol. También puedes aplicar una capa más líquida de cemento cola para piscina, pero esta opción no es la más aconsejable.

Debemos tener cuidado con el rejuntado, porque si ponemos un material que no es específico para piscinas, se irá perdiendo con el tiempo debido a los productos de limpieza corrosivos y otros productos químicos que echaremos al agua. Estas piezas deberemos rejuntarlas cada cierto tiempo con lo que conllevará un sobrecoste añadido. Además, un rejuntado de calidad es antimoho, antialgas y antibacteriano.

  • Mortero cementoso hidrófugo: se usa para la impermeabilización de la piscina. Lo ideal es que el mortero cementoso sea impermeable, sulforresistente y flexible.
  • Placas o mallas de gresite: existen tres tipos de placas; una se fabrica con papel encolado que se coloca en la cara acabada para unir las piezas del mosaico, la segunda se fabrica con una malla en la cara no vista del producto y la otra se fabrica con puntos de silicona (una especie de silicóna de pliuretano especial) en la cara de agarre del revestimiento. La que mejor resultado da, en principio es la de punto de silicona.

Herramientas a utilizar

Para la instalación correcta del gresite necesitarás las siguientes herramientas:

  • Llana dentada de diente fino de 3 milímetros.
  • Paleta.
  • Llana de esponja.
  • Tenazas de widia.
  • Cutter
  • Llana de goma y paletina.
  • Goma limpiacristales.
  • Una esponja.
  • Recipiente para hacer la mezcla de cemento cola.

Con todos los materiales y herramientas a mano, puedes empezar a revestir tu piscina con gresite. Te explicamos cómo hacerlo:

1º- Prepara la superficie.

Antes de empezar a colocar las placas, debes revisar que no haya desnivel en las paredes, que estén secas y que no tengan polvo ni ninguna suciedad. Si las paredes o el piso tienen alguna grieta o fisura, debes repararlas antes de comenzar la instalación.

En caso de que vayas a instalar el gresite sobre otro revestimiento, debes cuidar que los azulejos estén bien adheridos a la superficie. Si alguno no está bien sujeto a la pared o el suelo, lo mejor es quitarlo y rellenar ese espacio con mortero. Será aconsejable darle una pasada previa con resina para que se adhiera bien el cemento cola sobre el viejo azulejo.

Si por el contrario es la primera vez que vas a revestir la piscina, lo mejor es que apliques mortero cementoso impermeabilizante en toda la superficie, de esta forma quedará uniforme y garantizarás la impermeabilidad de la piscina.

Consejo: Si vas a colocar el gresite directamente encima del hormigón, espera a que esté bien fraguado. No tengas prisa en la colocación y espera a que se seque bien.

2º- Prepara la mezcla de cemento cola.

Para hacerlo, añade agua en un recipiente, agrega el cemento cola y bate la mezcla hasta lograr una consistencia homogénea. Esta mezcla no puede tener grumos y la debes dejar reposar el tiempo que indique el fabricante.

Consejo: No mezcles todo el saco completo, hazlo poco a poco hasta que le cojas el truco. De esta manera sabrás cuanto puedes y no tendrás que tirar cola que se ha endurecido.

3º- Extiende una capa de cemento cola.

Con la ayuda de la llana dentada, extiende una capa de cemento cola de 2 o 3 milímetros y péinala con la parte dentada. Esto permitirá que se adhiera mejor a la superficie.

Consejo: No extiendas un trozo demasiado grande o se te secará antes de que hayas podido colocar todo el mosaico.

4º- Coloca las placas de gresite.

Una vez hayas expandido el cemento cola, debes colocar las placas o teselas cuidando que estén alineadas y que la distancia entre ellas sea de 2 milímetros.

Consejo: Antes de nada marca una línea en la parte de arriba que esté nivelada por toda la piscina. Utiliza esa línea para toda la piscina, te ayudará a poner todo el gresite recto. Siempre ve de arriba abajo y después busca las juntas con el suelo.

5º- Presiona el gresite para que se adhiera.

Con la llana de goma golpea las placas para que se fijen bien a la capa de cemento cola. De esta forma asientas y nivelas cada una de las placas.

Este paso lo repetirás hasta que hayas cubierto toda la superficie de la piscina.

Reserva las placas que necesitarás cortar para acoplarlas a los espacios más pequeños e inclinados, como las escaleras. Deberás medir el espacio sin revestir y marcar una línea de referencia en el gresite para cortarlo correctamente. Con el cutter deberás cortar uno a uno, y a la medida, las piezas de gresite de la placa y lo colocarás en su lugar cuidando que no afecte la simetría del revestimiento.

6º- Retira el papel que cubre las placas.

Esto es en caso de que hayas utilizado placas con papel encolado.

Una vez haya secado el cemento cola, debes humedecer con una esponja el papel que cubre las placas de gresite. Luego lo retiras con la ayuda del bisturí.

En caso de que hayas optado por utilizar placas con puntos de silicona o malla, puedes saltarte este paso.

7º- Limpia los restos de cemento cola.

Con una esponja húmeda limpia los restos de cemento cola que hayan quedado en la superficie de la placa.

8º- Rellena las juntas del gresite (rejuntado).

Cuando el cemento cola y el gresite estén totalmente secos puedes empezar con el rejuntado. Para hacerlo debes preparar en un recipiente la borada hasta lograr una consistencia homogénea. También lo puedes hacer con el cemento cola de piscinas, sólo que debes añadir mayor cantidad de agua a la mezcla de manera que quede más líquida (El cemento cola es más granulado y no es lo más aconsejable para rejuntar).

Para el rejuntado debes rellenar las juntas con la mezcla. Una opción para hacerlo es utilizar una llana de goma para expandir la mezcla por toda la superficie donde se haya instalado el gresite. Este paso es sumamente importante porque te garantizará la impermeabilidad de la superficie y, por ende, evitará filtraciones además de que ayuda a sujetar las piezas de gresite.

9º- Limpia los restos de la mezcla para el rejuntado.

Con una goma limpiacristales (o lo que tengas en casa con las mismas características) debes extraer, limpiar y nivelar la mezcla que utilizaste para el rejuntado.

Para retirar la mezcla debes hacer presión (muy leve) con movimientos diagonales para no extraer nada de la junta y dañar el rejuntado.

Consejo: No dejes que la lechada se seque del todo o te será muy difícil de retirar. Espera a que se seque un poco pero no demasiado.

10º- Limpia el revestimiento.

Este es el último paso para colocar gresite en la piscina. Una vez haya secado la mezcla del rejuntado, debes limpiar en forma diagonal todas las piezas con una esponja húmeda. Luego debes limpiar –también en forma diagonal- el resto de los residuos con un paño seco.

Cuando hayas terminado, tendrás un revestimiento hermoso y duradero en tu piscina.

Algunos aspectos a considerar

  • Las herramientas a emplear para el revestimiento pueden variar, pero hay una indispensable; la llana dentada con dientes de 3 milímetros (o al menos que sean pequeños).
  • Utiliza siempre cemento cola para piscina y no el normal ya que éste último no cuenta con las características necesarias para usarse en albercas y zonas húmedas.
  • Si vas a usar gresite de papel encolado, una vez que humedezcas el papel, no lo dejes secar antes de retirarlo.
  • El uso de cemento cola de piscina, se estima, debe estar por alrededor de los 4 kilogramos por metro cuadrado.
  • Si vas a utilizar gresite hexagonal, debes cuidar la posición del encaje entre una placa y otra. Para que haya simetría las placas deben seguir el mismo sentido.
  • Para obtener un resultado profesional, te recomendamos contratar a expertos en revestimiento de piscina.

Ahora sí, ¡a rejuntar tu piscina!

Aquí en Gresitespiscinas.com podrás encontrar una amplia variedad de gresite para darle a tu piscina el aspecto que deseas. En nuestro arsenal contamos con mosaicos en distintas formas; círculos, cuadrados y hexágonos. Además, los tenemos en múltiples tonos, texturas y acabados.

Si te interesa revestir tu piscina con gresite, escríbenos. Esa es nuestra especialidad.

 

 

 

Este Sitio Utiliza Cookies, ¿Estas De Acuerdo? Saber Mas

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar